Un joven chino estuvo muy cerca de la muerte esta semana después de que falló en su intento romántico de sorprender a su novia. El plan era mandarse por correo en una caja para que ella lo recibiera en la oficina, pero la encomienda tardó más de lo estipulado y casi muere asfixiado.

via

Advertisements